Barcelona abre la zona de juegos infantiles del parque de Antoni Santiburcio

El Ayuntamiento de Barcelona ha abierto la zona de juegos infantiles del parque de Sant Antoni Santiburcio, una obra que ha supuesto una inversión de 2,7 millones y que deja “prácticamente terminada” la creación de nuevos espacios verdes en las antiguas Casernas de Sant Andreu.

La apertura de los juegos infantiles corresponde a la segunda fase de desarrollo del proyecto del parque de Antoni Santiburcio, que ya había abierto una primera parte y, ahora, con una superficie de 22.000 metros cuadrados, se ha convertido en la zona verde más grande de Sant Andreu de Palomar, ha informado el consistorio este viernes en un comunicado.

En esta segunda fase de la urbanización del parque, además, se ha arreglado la zona no urbanizada del lado de la calle Palomar para cerrar la parcela completa y se ha instalado un pavimento de caucho de colores rodeado de parterre arbustivo que lo separa de las calles y una zona de parterres florales.