miércoles, 17 de julio de 2024
És notícia

Dexeus Dona reconstruye el clítoris a 147 mujeres víctimas de la ablación de forma gratuita

Foto del avatar

Con motivo del Día Internacional de Tolerancia cero con la Mutilación Genital Femenina (MGF), que se celebraba este martes 6 de febrero en todo el mundo, la Fundación Dexeus Dona ha dado a conocer los últimos datos del Programa de reconstrucción genital post ablación que ofrece de manera gratuita desde 2007.

Este programa, que cuenta con el apoyo del Hospital Universitario Dexeus, se dirige a las mujeres inmigrantes que han sufrido una ablación en su país de origen y que residen en España, aunque también ha atendido, en algunos casos, a pacientes que viven en otros países. Desde que se puso en marcha y hasta el 31 de diciembre 2023, el equipo médico ha visitado a un total de 210 pacientes y ha practicado la reconstrucción a 147 mujeres.

El Programa de reconstrucción genital forma parte de la acción de asistencia social de la Fundación Dexeus Dona, y
lo lidera el Dr. Pere Barri Bofarull
, que fue el primer médico que realizó esta intervención en España. Su puesta en marcha, hace ahora más de 15 años, fue una iniciativa pionera en nuestro país, que ha contribuido a dar visibilidad a este problema y a ayudar a muchas mujeres.

De las 147 que han sido intervenidas en el centro desde el inicio del Programa, 93 residen en Cataluña y representan un 63% del total. La mayoría vive en Barcelona y provincia (52), o en Girona y provincia (28), y un menor porcentaje en Lleida (12) y Tarragona (1).

En el año 2023 han llevado a cabo 9 operaciones: 6 de ellas se han practicado a mujeres residentes en Cataluña (3 de Barcelona y provincia, y 3 de Girona y provincia). El resto son pacientes procedentes de otras CCAA de España (1 de Albacete, y 1 de Canarias) y una es del Reino Unido.

Por países de origen, un 23% han nacido en España, un 24% en Senegal, un 14% son de Gambia y un 9% de Mali. El resto proceden mayoritariamente de otros países africanos, como Costa de Marfil, Guinea, Guinea Bissau, Nigeria, Burkina Faso, Etiopía, Sudán, Egipto, Ghana y Kenya.

 

El programa de Dexeus Dona también ofrece apoyo psicológico

La mutilación genital femenina (MGF) es el nombre genérico dado a aquellas prácticas que implican la extirpación total o parcial de los genitales externos femeninos u otras agresiones a los órganos genitales de las mujeres por razones culturales u otros con finalidad no terapéutica. El procedimiento se acostumbra a llevar a cabo entre la infancia y los 15 años y conlleva consecuencias que pueden llegar a ser graves para la salud.

El programa de reconstrucción genital de Dexeus Dona también ofrece “acompañamiento psicológico a todas las pacientes, tanto antes como después de la intervención”, explica el Dr. Pere Barri Bofarull. “Hay que tener en cuenta que el proceso que han vivido, en muchas ocasiones, ha sido traumático. Además, la mayoría de estas pacientes son muy jóvenes, la media de edad es de 28 años”.

La intervención de reconstrucción genital post ablación dura unos 45 minutos y su objetivo es restituir anatómicamente el clítoris y otros órganos afectados, así como recuperar su aspecto y capacidad sensitiva, algo que se consigue en más del 75% de los casos.

 

Cataluña, la CCAA que concentra más menores de países donde se practica la MGF

Según los datos del Mapa de la mutilación genital femenina en España 2021, elaborado por la Fundación Wassu-UAB, en España hay empadronadas 286.343 personas nacidas o con nacionalidad de países donde se practica la MGF. De ellas, 80.282 son mujeres y 18.836 son menores de 14 años. Cataluña es, con diferencia, la comunidad autónoma que concentra un mayor número (31% del total), seguida de Madrid (12%) y Andalucía (11%).

La Organización Mundial de la Salud (OMS) estima que actualmente hay en el mundo más de 200 millones de mujeres y niñas que han sido objeto de la MGF, que se considera una violación de los derechos humanos. En la mayoría de los casos se practica en la infancia, en algún momento entre la lactancia y los 15 años. Según la OMS, la MGF puede provocar dolor intenso, fiebre, inflamación de los tejidos genitales, hemorragias graves, problemas urinarios, infecciones como el tétanos, problemas menstruales, vaginales y sexuales, además de trastornos psicológicos. A largo plazo también puede causar problemas de fertilidad, complicaciones en el parto e incluso la muerte del bebé.

Objetivo: alcanzar la eliminación plena de la MGF en el 2030

En los últimos 25 años, la prevalencia de la mutilación genital femenina ha disminuido en todo el mundo. En la actualidad, una niña tiene un tercio menos de probabilidades de sufrirla que hace 30 años. Sin embargo, las crisis humanitarias como los brotes de enfermedades, el cambio climático o los conflictos armados, entre otros, podrían hacer peligrar el mantenimiento de estos logros. Naciones Unidas lucha por su eliminación plena en el 2030. Por ello impulsa de manera conjunta con UNICEF desde 2008 un amplio programa mundial para acelerar esta lucha contra la MGF. Este programa se centra en la actualidad en 17 países africanos principalmente.

Para dar visibilidad a esta iniciativa se ha puesto en marcha la campaña #HerVoiceMatters (#SuVozImporta) que apoya a las víctimas de la ablación y anima a todas las personas a sumarse al movimiento #EndFGM (#AcabarConLaMutilaciónGenitalFemenina).

Total
0
Shares
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

2 × 5 =

Noticia anterior

Sant Joan Despí implica jóvenes contra la emergencia climática

Siguiente noticia

Los Pastorets de la Coordinadora cierren la temporada en El Vendrell

Noticias relacionadas